Gafas progresivas en Córdoba

Lentes progresivos

¿Tienes que usar unas gafas diferentes para cada situación?

Si usas gafas para ver de cerca, otras para estar cómodo en el ordenador y otras para cuando miras de lejos, estás necesitando unas gafas progresivas.

gafas progresivas en Córdoba

Gafas progresivas en Córdoba

¿Tienes que usar unas gafas diferentes para cada situación?

Lentes progresivos

Si usas gafas para ver de cerca, otras para estar cómodo en el ordenador y otras para cuando miras de lejos, estás necesitando unas gafas progresivas.

LENTES PROGRESIVOS › LAS GAFAS MULTIUSOS

Las gafas progresivas son la mejor opción, pues debido a su diseño te permiten enfocar a todas las distancias sin necesidad de cambiar de gafas. Es cierto que hay que acostumbrarse a ver a través de ellas, pero actualmente los diseños de lentes progresivos han mejorado tanto, que tenemos opciones suficientes para poder ajustarlos a nuestras necesidades más concretas. 

gafas progresivas en Córdoba

¿Qué son las gafas progresivas?

Estas gafas son capaces de ofrecer una buena visión en distancias cortas, largas y también intermedias. Esto es posible gracias al diseño de las lentes progresivas . Como su nombre indica, la graduación va progresivamente cambiando desde la graduación de lejos, situada en la parte de arriba de la lente, hasta la graduación de cerca, en la parte baja de la lente. 

Gracias a este diseño con unas mismas gafas podemos adaptarnos a diferentes situaciones. Siempre es importante contar con buenos especialistas en lentes progresivos.Ya que el éxito a la hora de adaptar unos progresivos, depende de varios factores como: saber las necesidades del paciente, realizar un buen examen optométrico, elegir las gafas adecuadas y por supuesto unas Lentes Progresivas que se adapten a las necesidades que te pide el paciente.

Por nuestra propia naturaleza el movimiento de los ojos es instintivo. Cuando miramos al horizonte solemos mirar de frente o solemos bajar la mirada cuando estamos mirando algo muy de cerca. En base a estos movimientos se basan las lentes progresivas para que resulten lo más naturales posibles.

¿Cuándo usar gafas progresivas?

Las lentes progresivas siempre se han asociado a la presbicia o vista cansada, y se empezaron a usar a partir de los 40/50 años.

A mí me gusta ver las LENTES PROGRESIVAS como una lentes que nos dan la posibilidad de adaptar nuestra visión a las necesidades y actividad de nuestro día a día. Nos permiten ver a todas las distancias con nitidez, sin necesidad de cambiar de gafa. Cuando se junta la vista cansada junto con cualquier otro problema refractivo, es bastante recomendado utilizar las gafas progresivas. La vista cansada, también denominada presbicia, se empieza a dar con más frecuencia a partir de los 40 años y es de lo más común superados los 65.

Esta vista cansada se produce porque nuestros ojos se cansan al enfocar. Si además de esta vista cansada se sufre de otros problemas, por ejemplo, de miopía, tener que estar cambiando de gafas constantemente puede suponer un engorro para la persona. Además, que también será menos económico el contar con más modelos de gafas.

Las gafas progresivas son la alternativa perfecta en estos casos, ya que no dependerás de llevar varias gafas contigo ya que podrás leer, ver de lejos o descansar la vista con las mismas gafas.

¿Cómo funcionan las gafas progresivas?

Como hemos visto, el secreto de la lente progresiva es dividir esta en diferentes secciones, adecuando el uso de cada una de ellas a una determinada vista en concreto. De esta forma, la parte superior servirá para mirar hacia las distancias más lejanas, mientras que la parte central será la intermedia y la inferior para distancias cortas.

Estos diferentes apartados tratan de responder al movimiento instintivo del ojo. Por ejemplo, no es habitual mirar con la vista hacia arriba cuando se trata de leer de cerca. Adecuando el movimiento de la vista a las diferentes partes de la lente se consigue una lente apta para cualquier tipo de situación.

gafas progresivas en Córdoba

¿Estás pensando en usar gafas progresivas y tienes dudas?

Tipos de lentes progresivos

Existen dos tipos de lentes progresivos, los estándares y los de fabricación digital. Vamos a ver cómo son cada una de ellos.

Las gafas progresivas que montan lentes de fabricación estándar se consideran obsoletas hoy en día. Sí que es cierto que estas lentes han evolucionado mucho gracias a la tecnología, aunque los últimos avances ofrecen alternativas mejores a estas lentes estándares como vamos a ver con las de fabricación digital.

Los lentes progresivos de fabricación digital se han fabricado gracias al uso de modernos softwares digitales. Gracias a este uso se consigue mucha más precisión a la hora de crear una de estas lentes, además que es posible adaptarlas a cada usuario.

La principal diferencia que nos encontramos en estos tipos de lentes es la calidad de la visión y la amplitud del campo visual que tienen. Como nos hemos referido anteriormente, unas lentes progresivas de fabricación digital contarán con una zona borrosa prácticamente inexistente a diferencia de las lentes estándar.

Ventajas y desventajas de usar lentes progresivos

Para poder valorar mejor las gafas progresivas lo mejor es tener en cuenta sus ventajas y también los inconvenientes.

Ventajas:

  • No tendrás la necesidad de utilizar tres gafas. Con las gafas progresivas tendrás gafas para visión lejana, intermedia y corta. Si lo prefieres, en nuestro centro de óptica en Córdoba, podemos dar preferencia a la zona que necesites para adaptar la gafa a tus necesidades.
  • Las gafas progresivas son más bonitas en comparación a las bifocales, podrás disfrutar de una visión continua entre diferentes zonas visuales sin que por fuera de la gafa se note nada.
  • Es obvio que es una opción mucho más económica. Esto se debe a que con estas gafas progresivas tienes un tres en uno.
  • Con las gafas progresivas vas a ver siempre. No tendrás la necesidad de cambiarte de gafa en ningún momento dependiendo de la circunstancia, por lo que acaban siendo mucho más cómodas.

Desventajas:

  • Tienes que adaptar tu mirada. Las lentes progresivas han sido diseñadas teniendo en cuenta un ligero movimiento de cabeza a la hora de mirar a cualquier lado. Si miras de soslayo o por el rabillo del ojo, es posible que percibas zonas borrosas en los laterales.
  • Con las gafas progresivas tienes que aprender a mirar. Es un hecho que, para poder disfrutar de las ventajas que tienen estas lentes progresivas debes de saber cómo utilizarlas. Esto puede llevarte un tiempo y, por supuesto, puede ser más o menos complicado para cada tipo de persona.

Diferencia entre cristales progresivos y bifocales

La principal diferencia que nos encontramos entre unos cristales progresivos y unos bifocales son las zonas de visión que podemos encontrar en cada uno de los cristales.

Como bien indica su palabra, en bifocal está implícito el número dos. Las lentes bifocales únicamente cuentan con dos zonas de visión. Estas lentes cuentan con una zona de gran tamaño que está preparada para la visión de lejos y una zona en la parte inferior para la visión de cerca. Esta zona está indicada para la lectura o la escritura y es bastante más pequeña.

lentes progresivos en Córdoba

Teniendo en cuenta esto, lo que no nos encontramos en una lente bifocal que una lente progresiva sí que tiene, es el rango de visión intermedio. Si necesitas ver bien en una visión intermedia y cuentas con unas gafas bifocales, tendrás que acercarte al objeto en cuestión o, por el contrario, alejarte de él. En resumidas cuentas, todo lo que se encuentre a una distancia comprendida entre 50 centímetros y 2 metros nos parecerá que está bastante más desenfocado.

Con las lentes progresivas ganamos ese tercer tipo de visión, por lo que en la práctica resulta mucho más cómodo y también más práctico. Quien haya utilizado durante mucho tiempo unas lentes bifocales y ahora se pase a las lentes progresivas podrá comprobar mejor todas las ventajas que esto supone. Estos cristales más avanzados permiten ver bien en todas las situaciones, mientras que con las bifocales tan solo podremos ver bien en la corta distancia y también en la distancia más lejana.

¿Estás pensando en usar gafas progresivas y tienes dudas?

Beneficios de adquirir tus lentes progresivos en nuestra óptica en Córdoba.

Preguntas frecuentes sobre gafas progresivas

A mi óptica en Córdoba han llegado clientes que  que se han hecho sus gafas progresivas en otros centros, y tienen una mala experiencia.

Evidentemente un progresivo que es “caro” , da más prestación y calidad que otro de valor inferior. Pero a la hora de adaptar un progresivo con éxito como optometrista tengo en cuenta otros factores que son igual de importantes 

  • Saber cuáles son las necesidades visuales del paciente
  • Hacer un buen examen optométrico para poder valorar su visión
  • Elegir la gafa adecuada para el paciente, comodidad, ajuste,…
  • Y dentro de la amplia gama de progresivos que me ofrece el mercado, elegir el que se adapta a las necesidades de mi paciente y el que sé que le va a solucionar las dificultades visuales que pueda tener en su día a día.

Es cierto, las lentes progresivas tienen un valor más elevado que los lentes monofocales que hemos estado usando hasta ahora. 

Dentro de los progresivos, hay diferentes precios y esto se debe a que el precio del progresivo va a influir en la amplitud del campo en cerca, la calidad del tallado del progresivo, la calidad de los tratamientos, los índices de reducción,…..

Y tened en cuenta que una lente progresiva puede ser económica y resultar cara, si no resuelve tu problema.

En nuestro centro de óptica en Córdoba, trabajamos con varios fabricantes de progresivos. Lo importante, es saber elegir aquel que nos ofrezca la mejor solución para cada necesidad concreta de nuestros clientes. Por ello no es recomendable confiar en un centro que se decanta por una marca concreta y de forma exclusiva.

5/5 - (21Votos)